Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

martes, 28 de febrero de 2017

Mindfulness con Georgina Botebol

Mindfulness es una disciplina que aumenta el bienestar de la persona, mejorando cómo cada individuo vive su día a día. Influye positivamente en el afrontamiento de la realidad que nos toca vivir, por lo tanto podemos aplicarlo sin reservas para mejorar la salud de la persona enferma.
 
Mindfulness te ayuda a mejorar tu calidad de vida 

Además y, específicamente, se utiliza en los trastornos de ansiedad, ansiedad generalizada, estrés y síndrome de estrés postraumático; para prevenir las recaídas en la depresión, en el síndrome de déficit de atención y en las adicciones; en casos de obesidad, ayuda a la pérdida de peso; es un factor de apoyo en todas las enfermedades crónicas que cursan con dolor, destacando los beneficios en fibromialgia, esclerosis múltiple, dolores crónicos de espalda, y como apoyo a los enfermos de cáncer; además, mejora la inmunidad y ayuda en el control de la hipertensión. La lista es interminable pero no quiero dejar de señalar la importante mejoría que experimentan las personas que padecen insomnio, viviendo la noche como un aspecto más de su vida y no como ese terrible monstruo que les acecha a la caída de la tarde.

El dolor es una experiencia individual imposible, por el momento, de evaluar por un observador externo. En esta experiencia que provoca sufrimiento intervienen distintos mecanismos, cognitivo-evaluativo, sensorial-discriminativo y afectivo-emocional. Practicar Mindfulness influye en los procesos de cognición-evaluación y afectivo-emocional del dolor mediante la regulación de la dinámica cerebral que interviene en esa experiencia subjetiva. Podríamos decir que la persona se distancia de su dolor y puede disfrutar de otros aspectos de la vida.

Mindfulness provoca cambios en el cerebro
Además, Mindfulness provoca cambios en el cerebro. Por ejemplo, se ha comprobado aplicando resonancia magnética funcional, que después de pocas semanas de práctica de Mindfulness:
  • Aumenta el grosor de la materia gris del cerebro que interviene en el procesamiento de la información.
  • Disminuye el tamaño de la amígdala, donde residen emociones básicas como la rabia y el miedo, y se procesan y almacenan recuerdos de sucesos emocionales, y aumenta el tamaño de la corteza prefrontal que ayuda en la toma de decisiones.
  • Disminuye la respuesta inflamatoria de los genes, lo que permite que el individuo se recupere antes de un esfuerzo.
  • Ayuda a mantener la longitud de los telómeros, extremos de los cromosomas que se acortan con el envejecimiento.

Podríamos decir, de forma coloquial, que practicar Mindfulness nos hace algo más sabios y más jóvenes.

Enumero algunos artículos sobre Mindfulness que muestran todas esas investigaciones:

Zen meditation, length of telomeres, and the role of experiential avoidance and compassion. M Alda, M Puebla-Guedea, B Rodero, M Demarzo, J Montero-Marin, M Roca, J Garcia-Campayo. Mindfulness , June 2016, Volume 7, Issue 3, pp 651-659

 A meta-analytic review of the effects of mindfulness meditation on telomerase activity. NS Schutte, JM Malouff. Psychoneuroendocrinology, April 2014, Vol42, pp 45-4 The effect of mindfulness-based therapy on anxiety and depression: A meta-analytic review.Hofmann, Stefan G.; Sawyer, Alice T.; Witt, Ashley A.; Oh, Diana. Journal of Consulting and Clinical Psychology, Vol 78(2), Apr 2010, 169-183.

The benefits of being present: Mindfulness and its role in psychological well-being. Brown, Kirk Warren; Ryan, Richard M. Journal of Personality and Social Psychology, Vol 84(4), Apr 2003, 822-848. http://dx.doi.org/10.1037/0022-3514.84.4.822

Redacción: Georgina Botebol




Introduce tu dirección y consigue gratis más consejos:


No hay comentarios :

Publicar un comentario

Comenta el post aquí