Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

jueves, 29 de diciembre de 2016

Cómo cuidar nuestro estómago en Navidad

La fecha de navidad, comprende alrededor de un mes, dando pistoletazo de salida, las comidas de  empresas y amigos, antes del puente de la Inmaculada, prosiguiendo con los banquetes familiares en fechas claves como el 24, 25 y 31 de diciembre, hasta el último bocado de roscón de Reyes.



Es un mes de excesos de comidas, cambios de ritmos horarios en las comidas y el sueño, se  consume más alcohol de lo acostumbrado y disminuye la actividad física.
Todo ello conlleva trastornos en nuestro organismo, que comienza manifestándose con somnolencia y cansancio, hinchazón de estómago , gases y sensación de plenitud, estreñimiento, ardores y reflujo gástrico, así como cefaleas.

El estómago no está preparado para tolerar tanta cantidad de ácidos grasos e hidratos de carbono,  que se consumen tanto en estas fechas, por lo que se enlentece la digestión , ya que se disminuye los movimientos peristálticos ( intrínsecos del estómago ), apareciendo digestiones pesadas. Lo mismo  le ocurre al hígado y al colon, que deben trabajar más de lo normal para poder llevar a cabo la digestión. En ocasiones la ingesta en exceso de alcohol, café, grasas y consumo de tabaco, pueden provocar  una irritación de la mucosa del estómago, provocando una inflamación en el mismo, que conlleva a  una alteración en la digestión, acompañado de dolor. Todas estas alteraciones en la motilidad del aparato digestivo, se puede llegar a manifestar en  dolencias a nivel del raquis.



Por otro lado, la falta de sueño, lleva consigo a una disminución en la concentración de las tareas,  con disminución de los reflejos y actividad mental, apareciendo cefaleas y malestar general , por  alteración de los mecanismos nerviosos que llevan a cabo dichas funciones cerebrales. El organismo , se hace entonces , más sensible a la aparición y desarrollo de nuevas posibles  lesiones.

¿Cómo sueles encontrar a los pacientes después de estas fechas?
Por lo general, los pacientes acuden a la consulta, con agudización de los procesos lesionales que  padecían, o con la aparición de dolor en raquis( cervicalgia, dorsalgia, lumbalgia ), cefaleas y  trastornos digestivos.

Antes de estas fechas, ¿das algún consejo?
Mis consejos son:
-Disminuir el número de comidas copiosas ( celebraciones ) y en caso contrario, combinar comidas copiosas con cenas ligeras que incluyan alimentos de menor contenido calórico.
- Moderar la ingesta de alcohol y dulces, ya que irritan la mucosa gástrica e intestinal, además de  favorecer la deshidratación del cuerpo, por lo que se aconseja, beber bastante agua, y con ella  conseguimos limpiar el organismo.
- No abandonar la actividad física. En caso de no tener tiempo para ir al gimnasio, intentar  desplazarnos a los sitios andando o con la bicicleta, aprovechar estas fiestas para bailar y jugar con  los niños.
- Recuperar horas de sueño perdidas durante el fin de semana.

- Hacer dieta depurativa y antioxidante después de las Navidades.






Introduce tu dirección y consigue gratis más consejos:


No hay comentarios :

Publicar un comentario

Comenta el post aquí